sábado, 23 de octubre de 2010

Emparejar la balanza comercial: México-China II

El profesor Long Guo-Qiang encargado del Departamento de Estudios Económicos del Extranjero en el Centro de Investigaciones para el Desarrollo del Consejo de Estado de la República Popular China (DRC); platicó con nosotros sobre las pésimas relaciones comerciales y políticas que tenemos con aquél país de oriente.

El problema que tenemos con aquél Estado, es que usamos las vías multilaterales y no la bilateral; la insistente queja china de que nuestro país no le vende nada; poca gente maneja el idioma chino y a demás podemos resolver estos problemas insertando nuestros productos tecnológicos con potencialidades casi infinitas de tener éxito debido a la inmensa demanda que tienen en su nueva estrategia económica.

También existe su esfuerzo por integrar alianzas estratégicas con empresas mexicanas, por eso le hice la pregunta al profesor Qiang sobre ¿Cuál era su impresión ante los fracasos que han tenido fusiones o cooperaciones entre las empresas mexicanas y las chinas, como Grupo Salinas y FAW (中国第一汽车)? a lo que respondió que también ha habido esfuerzos y éxito de sus empresas con las alianzas entre Telcel y la tecnológica Huawei (华为技术有限公司).

Nos instó como ciudadanos mexicanos a presionar a nuestro gobierno para que apoye nuestros emprendimientos hacia China, y por otro lado acercarnos a pedir apoyos al gobierno chino para insertarnos bien en aquel gran mercado.

Estudiosos de la UNAM plantean la posibilidad de que China incremente en hasta un 50% su Producto Interno Bruto dentro de lo que contempla sus expectativas de crecimiento (con todo y los posibles desastres naturales previstos) para antes de 2020 lo que acercaría más su fuerza económica a la de los Estados Unidos, por lo que hoy tenemos que comenzar a mirar las potencialidades de las relaciones entre China y México, para insertarnos entre el arrastre económico de este país asiático y dejar de mirar a los Estados Unidos como único mercado.

Finalmente un dato curioso que les he planteado a nuestros compañeros de la Facultad de Ciencias Sociales de la UNAM, que la forma de resolver los desastres naturales en China, no es otorgando despensas o limosnas a los más necesitados, se les apoya generando empleos; y en México, se ve que no hacemos lo correcto.

Translate

  © Blogger template 'Minimalist F' by Ourblogtemplates.com 2008

Back to TOP